5 de abril de 2009

Generalidades


Hoy día es común escuchar que el estrés, el trauma, la preocupación, la rabia y la inseguridad pueden causar enfermedades físicas. Todos sabemos que si estamos infelices hay más probabilidades de caer enfermos. Tal vez por eso es que los remedios florales se han hecho tan populares en los últimos veinte años, pues trabajan estados emocionales. El descubrimiento de las Flores de Bach ™, su preparación y su método de uso son el trabajo de un médico Inglés, el Dr. Edward Bach quien vio la necesidad de trabajar a la persona como un todo, incluyendo su personalidad para de esta manera encontrar el diagnostico y tratamiento que más se adaptara al paciente.
Su investigación y trabajo muestran evidencias del poder de nuestros estados mentales en los síntomas físicos. Él mismo sobrevivió un tumor gracias a su compromiso y deseo de sanarse.

Su encuentro con la homeopatía fue sumamente importante para su descubrimiento pues reforzó su visión de que cada persona es diferente y por lo tanto necesita una cura distinta. También esta forma de medicina le dio pistas y pautas sobre la dirección que debía seguir sus investigaciones y trabajo. El principio de “menos es más” fue incorporado a su trabajo, es decir, la cantidad más pequeña posible de remedio podría ser más efectiva y al mismo tiempo evitar los efectos colaterales asociados con formas más convencionales de la medicina.

Las plantas utilizadas para conformar el sistema Bach son comunes, no venenosas y silvestres. Los remedios florales de Bach se utilizan hoy día alrededor del mundo, y su popularidad crece día a día. Muchos profesionales de la salud las utilizan pues son seguros y complementan el trabajo médico. El propósito de Bach y su gran logro fue la simplicidad de las Flores así como de su utilización. Es un sistema completo compuesto por 38 remedios florales y una fórmula llamada Remedio Rescate (Rescue Remedy™ ). Se utilizan en más de sesenta países en el mundo y se han utilizado exitosamente por más de setenta años. El Programa Internacional de Educación Bach se dicta en 22 países alrededor del mundo. De nuevo repito que este sistema es de uso mencionado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) desde el año 1976. Está clasificado como una medicina complementaria y es compatible con el tratamiento médico.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario