26 de junio de 2009

Venga y "vea" a la mujer invisible


Cuando era niña había una serie en la tele llamada El Hombre Invisible. El señor en cuestión iba vendado de pies a cabeza cuando quería que supieran que estaba allí presente; cuando necesitaba investigar un caso o realizar alguna actividad laboral simplemente se quitaba el vendaje y pasaba por desapercibido. A mi me encantaba imaginarme que podía hacer eso en el colegio para ver los apuntes de la maestra, o fantasear que podía estar en conversaciones sin que me vieran, o comer chucherías (golosinas) sin que mi mamá se diera cuenta.

El caso es que creo que puedo hacerme invisible, si, así como lo lee usted. Empecé a notarlo cuando le hablaba a mi hijo y simplemente no respondía. No es que me ignora, no, simplemente no me ve, es que puedo hacerme transparente...imperceptible. También esta invisibilidad me aparece cuando le pido que me ayude a sacar la basura, mover un mueble, recoger sus cosas desperdigadas en al casa, o colocar la ropa sucia en el cesto correspondiente. Pero no es solo con él que me da este fenómeno; esta mañana le pedí algo a alguien quien está haciendo unos permisos necesarios para el buen funcionamiento de la oficina y simplemente siguió hablando con la otra persona que estaba a su lado... tampoco me vio ni me escucho....soy impalpable. Lo mejor del caso que ésto funciona con conocidos y desconocidos. Fui a una oficina pública a pedir mi partida de nacimiento. Había una señorita limándose las uñas meticulosamente, traté de llamar su atención para que me atendiera... no podía verme, simplemente en ese momento estaba en la cúspide de mi invisibilidad. Quieren más pruebas? Ayer cuando salí de mi consultorio traté de atravesar la calle por el cruce peatonal, como buena ciudadana. No me lo van a creer, los carros pasaban como bólidos delante de los policías... ninguno de los dos grupos (agentes de la ley y meteoros) me percibían, no podían percatarse que intentaba pasar de un lado al otro de la avenida.

No estoy segura cómo puedo dominar este reciente superpoder. Me hace recordar a cuando Superman, en su vida como Clark Kent, le costaba controlar su fuerza; rompía camisas y puertas sin querer. Pero él lo logro, así que yo tengo esperanzas. Además tengo la ventaja que en la Liga de la Justicia, esa de los superhéroes de los dibujos animados, no hay nadie invisible, solo el avión de la Mujer Maravilla tiene esas características. Así que estoy hecha, tengo cupo seguro!!

Flores para la invisibilidad?

Willow si nos hacemos invisibles porque sentimos que la vida es injusta con nosotros y la impotencia nos desborda. Nos ayudará a controlar nuestro destino.
Chicory si la invisibilidad es condicionada, es decir solo se da con seres amados; buscamos que ellos nos vean. Nos ayudará a amarlos tanto en condición de palpabilidad como de intangibilidad.
Water Violet si la condición espectral aparece por voluntad propia porque nos retiramos y nos hacemos solitarios. La flor nos ayuda con esa economía de expresión personal y nos hace más cálidos.
Mimulus si nos hacemos invisibles por timidez y por miedos conocidos para que nos de valentía y seguridad ante el temor.

Me pregunto cómo haría el hombre invisible para ponerse y quitarse la venda él solito y cuánto tardaba en cada sesión, también si usaba ropa interior.