7 de octubre de 2010

¿Quién me lo iba a decir?

Si, quién me iba a decir que a esta edad y en estas circunstancias yo tendría que inscribirme en el servicio militar obligatorio.  Me pregunto para qué se requiere gente desde los 18 hasta los 60 años  (¿qué puede hacer un sexagenario en esas actividades?).  ¿No es que yo soy de los años dorados?  ¿Entonces por qué me tengo que inscribir? Mi no entender (en inglés, por si acaso). 

En la década de los años 80 hubo una moda/decreto por la cual había que inscribirse en el susodicho registro...... y yo, más salida que un balcón, me inscribí  estratégicamente como voluntaria en la marina.  Por supuesto, porque sabía que nunca me iban a llamar. Además, pensaba yo, si se enteraban que solo nado estilo perrito no habría posibilidad remota de entrar a esa división de las fuerzas armadas,  ya que sería la propia vergüenza nacional. 

Todas las muchachas se inscribían por el cuento de utilizar una variada gama de uniformes  y la imponente proyección de autoridad…. además del sombrerito, los  zarcillitos (aretes) y las posibilidades de futuros pretendientes.  Por azar del destino trabajé  como docente en una institución castrense y le di gracias a Diosito que nunca me llamaron para servir  (debo aclarar que yo sirvo para muchas cosas, pero no para el tema en cuestión).  No tengo lo que se necesita para ese oficio, que va!!  A mí no me gusta el conflicto, ni la mandadera, ni la gritadera, ni la saltadera tipo rana, no señor.  A mí me gusta la paz en todo el sentido de la expresión: conceptual, perceptual, lingüística, mental, geopolítica, hogareña, laboral.  ¿Ustedes se imaginan que la estén gritando a una sin poder derramar ni una lagrimita, o poder hacer una pataleta zapateada en la culminación de un conflicto? ¿O estar parada en un desfile militar con tacones, bajo el solazo de medio día, ataviada en traje sastre de poliéster made in China, con rimmel y lápiz labial chorreado?

Pero ahora a estas edades, cuando los cuerpos son atacados impunemente por la gravedad, cuando los kilitos se amontonan en sitios no deseados, cuando las canas adornan mis sienes (cubiertas con tinte) menos todavía quiero uniforme. Si yo no puedo cargar ni una bolsa de supermercado sin que se me caiga…que voy a estar cargando una ametralladora!!!!  Con presbicia, que  carrizo voy a estar apuntando al blanco ni al negro;  voy a ser más peligrosa que un mono con una granada.  Solo con imaginarme con el atuendo verde tan poco glamoroso, de gruesa tela en este calorón tropical…. me dan sofocones horribles (y no precisamente menopáusicos).  ¿La cachucha?  Nada que ver, es que creo que ni me entra con esta crespa cabellera, además me quedaría super ajustada,  tengo exceso de materia gris (como todas las mujeres).

Flores para manejar esta noticia?

Willow   para dejar la quejadera y el lamento, de manera de tomar  el control de mi destino, empezar a buscar ese carnet (de hace mil años!!) que debe estar sepultado en el baúl de los recuerdos.

White Chestnut para la pensadera improductiva, de manera que si no encuentro el carnet, vaya a hacer mi cola en la jefatura a las 4 de la mañana cuando reparten los números.
 
Mejor es que encuentre ese viejo carnet de inscripción,  ¿Será que lo puedo evitar es la fila pero no el servicio militar?   Socorro Diosito mete tu mano milagrosa!!! A mi  la palabra guerra solo me gusta combinada con los sustantivos propios Juan y Luis.

3 comentarios:

  1. Y yo, ademas del willow me estoy cayendo a palos de Holly porque ando rumiando la rabia y el odio parejos, Beech porque ni yo me soporto criticando esta mamarachada y Vevain porque bueno... tu sabes que esa hasta de supositorio!!!

    ResponderEliminar
  2. Entonces sigue tomando las flores!!!

    Un abrazo, Marielena

    ResponderEliminar
  3. Un beso marielena tienes abandonado a tu hijo. A mi llegó la noticia, ahora tener que hacer la cola al consulado como si no tengo cosas importantes que hacer cuando en venezuela me inscribi pero nunca busqué el carnet.Ya me tomaré mi willow y white Chestnut.
    Te invito a leer mi blog http://salud-fisio.blogspot.com/ un beso siempre te recuerdo.

    ResponderEliminar