18 de marzo de 2012

¿Qué le quita el sueño?


Estaba en una reunión de damas y comenzaron a hablar sobre diferentes asuntos típicos femeninos: los hombres, las relaciones, los hijos, la familia, la salud.  Una de ellas, cuasi-contemporánea conmigo, mencionaba que ya no dormía como antes. Yo pensé lo afortunada que era de poder conciliarme con Morfeo todas las noches sin problema alguno, aún épocas estresantes.

Supongo que los trastornos del sueño nos pueden afectar en algún momento de la vida y pueden alterar el buen vivir de quienes los padecen. En momentos como el actual, con la crisis económica, política, social a nivel global, además de los temas personales debe haber mucha gente que le cuesta relacionarse plácidamente con la almohada y el colchón.

Debería aclarar aquí que la alteración del sueño más habitual o conocida es el insomnio que de acuerdo a expertos puede llegar a afectar a un 20% de la población de manera crónica. Sus causas son múltiples, desde psicológicas a neurológicas.  No todos necesitamos la misma cantidad de horas para descansar.  Yo particularmente necesito como mínimo 8 horas de lo contrario no puedo funcionar a plenitud.

¿A qué viene toda esta explicación?  A que la señora de la reunión mencionada al comenzar esta entrada, esa que no podía dormir, me contaba que últimamente soñaba con incendios, pero cuando se despertaba agitada se daba cuenta que lo que tenía era un inmenso calor comparable con un  fuego que le “corría” por dentro.  Por supuesto mientras lo relataba las más jóvenes tenían cara de estar frente a Linda Blair la actriz del exorcista o cualquier otra protagonista de películas de poseídos.  La señora seguía comentando que otras noches soñaba que era Juana de Arco en la hoguera, otras veces soñaba que estaba en el infierno de Dante, otras en el medio de un volcán en plena erupción. En noches recientes hasta había soñado que había reencarnado en un pollo en brasas en pleno proceso de dorado televisado por el Canal Gourmet.  Cuando se despertaba abruptamente estaba empapada en sudor y lo que quería era meter la cabeza en el congelador de la nevera buscando alivio.   Se había percatado últimamente que eran explosiones cortas pero seguidas y que a veces en el día las podía sentir también. Se preguntaba con los ojos desorbitados  y me preguntaba a mí, si sería que la picó algún bicho y estaba padeciendo de alguna fiebre tropical o si había comenzado a sufrir de presión sanguínea alta.  Comentaba que se sentía agotada pues realmente al no conciliar el sueño estaba súper cansada y además muy irritable.  Su esposo e hijos no la soportaban, le huían despavoridos.  Esto la hacía sentir que se estaba volviendo loca y además insomne.  Luego de escucharla con atención le dije con mi sonrisa de Monalisa “Bienvenida al club, querida.  Es la menopausia”.

¿Flores para ayudarnos con el proceso emocional?

Walnut  para manejar los cambios  y nuevas situaciones emocionales que trae esta etapa de vida.  Nos ayudará a fluir con el proceso.

Cherry Plum para las explosiones e irritabilidad del carácter que hace que los seres queridos nos teman, también para la sensación de estarse volviendo loca cuando nos dan los calorones.  Nos ayudará a mantener el control glamorosamente.

Willow para no sentirnos víctimas de esta etapa de la vida y sus biológicas consecuencias. Nos ayudará a asumir nuestro rol en la vida sin lamentos ni quejas.

Olive para el cansancio que se produce por falta de descanso y sueño reparador, nos ayudará a recuperar la energía emocional “gastada” en los calorones.

Si lo pienso bien, la menopausia se parece a la adolescencia lo único que se tiene plena consciencia de los sube y bajas emocionales /hormonales.  La diferencia es que a las niñas se les prepara para la reconversión en mujeres pero a las mujeres no nos preparan para la reconversión en señoras grandes (como dirían en México y Argentina).  En términos de la menopausia…ninguna sabe qué esperar (¡por lo menos en mi familia y  amistades cercanas!!!). Ahora ¿ya entiende por qué no está durmiendo bien estimada contemporánea?

Nota: Ante cualquier síntoma por favor acuda a su médico.  Después no diga que no le advertí.

1 comentario:

  1. Ella de verdad que si tiene suenos calientes jajajjaja

    ResponderEliminar